Controladores

5 December 2010

Decretazo un viernes previo puente que impide hacer huelga a los controladores, tras casi un año de negociaciones y Decretazos previos.

Caos en aeropuertos nacionales e internacionales por la reacción de los controladores: no ir a trabajar en masa alegando bajas médicas.

La situación se complica y evoluciona tan rápido que sólo las redes sociales (twitter en especial) pueden seguirle el paso y se convierten en el verdadero canal de información de la jornada. Los medios tradicionales citan a twitter más que a ninguna otra fuente. TT mundiales (3 simultáneos) de un país que apenas prestaba atención a twitter. Sería interesante conocer estadísticas de uso y de nuevas altas desde IPs españolas.

Gracias a este efecto de información viniendo de todos lados y filtrado simplemente por el interés colectivo por los datos aportados se tienen acceso a multitud de enlaces (eminentemente en blogs) que explican el problema desde “el otro lado”.

Mis sensaciones: sobre lo ocurrido desde el viernes, culpa al 50% para el gobierno y los controladores. Sobre el problema en general, algo no encaja. Los datos y situación que presentan diferentes controladores son muy distintos entre sí. Creo que el problema de base es que el gremio no tiene intereses comunes. Unos querían esta situación de trabajo salvaje en horas extras a cambio de dinero y otros no, vivían bien con un ritmo más tranquilo. Unos no necesitaban más controladores, otros sí porque veían que la situación era insostenible.

La clave es que en este tira y afloja había cierta flexibilidad para que todos encontraran una situación laboral cómoda. Ahora el Gobierno se ha puesto burro y todos salen perjudicados: los que no querían trabajar como bestias lo tendrán que hacer para mantener su sueldo, los que ya lo hacían seguirán igual pero cobrarán un 50% o 60% menos.

Duro…nota mental: mantenerse alejado de situaciones laborales privilegiadas que la vuelta a la jodida realidad es muy dura.